Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Tienes hambre? Dale a "imprimir"
¿Tienes hambre? Dale a "imprimir"
Una máquina que te hace la comida. Bueno, más bien te la imprime en 3D. Suena a ciencia ficción, pero es tan real que hasta tiene nombre. Se llama Foodini (en honor a la comida –food- y al gran ilusionista Houdini) y está a punto de aterrizar en el mercado gastronómico mundial de la mano de la empresa Natural Machines, asentada en Barcelona.

Crackers de pimiento rojo impresos en 3D

Pizzas, cereales, galletas, tartas, pasta… Las opciones culinarias no tienen más límite que el de la imaginación. Pero avisamos, este invento no busca alejar al comensal de la cocina, sino darle la oportunidad de crear platos originales, frescos y saludables sin mancharse demasiado el delantal. Una adquisición que todo sibarita de la cocina desearía tener entre sus manos.

Pizza en impresora 3DEl mecanismo de Foodini es sencillo. Es como una impresora 3D normal, solo que los cartuchos no están llenos de plástico, sino de comida. Aquí es donde entra a escena el trabajo del cocinero doméstico: todas las preparaciones que quiera imprimir tendrán que ser líquidas o tener forma de puré, sino no habrá forma de meterlas en los cartuchos. Una vez hecho esto, solo hay que elegir qué plato haremos (¿Raviolis o espaguetis? ¿Pizza o sandwich?), buscarlo en el dispositivo y darle al play. Así de fácil.

La idea de Natural Machines es que Foodini se convierta en el nuevo microondas del siglo XXI, es decir, que llegue a todos los hogares y consiga hacerse un hueco en las cocinas domésticas de todo mundo. “Estoy segura que revolucionará las cocinas y la forma de cocinar”, asegura Lynette Kucsma, fundadora de Natural Machine en el vídeo promocional de Foodini.

Palitos de pan con paté de aceitunas negras

Para que eso pase, tendremos que tener paciencia y, sobre todo, esperar a que baje un poco el precio, ahora en 1.000 euros. Lo que sí le auguramos es una larga vida en los restaurantes de alta cocina, que seguro encuentran en este invento la oportunidad de construir grandes platos.



Texto: María Comes
Imágenes: cedidas por Natural Machines
También te
recomendamos
Tecnología
La neutralidad de la red está en peligro, no digas que no te avisamos Cuéntame más
Tecnología
La clave del éxito de la lista de Descubrimiento Semanal de Spotify Cuéntame más

Cuéntanos algo





Hazte Cliente Acceder